Patrimonio Histórico>Parque Itchimbía> Así es...

Sugerencias quito@elcomercio.com

Noticias relacionadas

Calle Iquique s/n. Sector La Tola
HORARIOS
Lunes a sábado de 12:00 - 24:00 y domingo de 12:00 - 18:00

El Itchimbía se transformó con el crecimiento de Quito

La luz solar y la ubicación del Itchimbía lo convirtieron en un sitio estratégico. Los estudios indican que en el periodo precolombino fue un centro de adoración a la Luna, que luego sirvió a los incas para marcar uno de los cuatro caminos al Tahuantinsuyo. En la Colonia, sirvió para el entrenamiento militar y hace poco tiene como vecino al Centro de monitoreo de seguridad ECU 911.

En 1911 se hallaron restos arqueológicos: varias piezas de adorno. El historiador Jacinto Jijón y Caamaño relató, en su libro ‘El Tesoro del Itchimbía’, que durante una excavación para construir una “tumba que parece tenía forma de un pozo, encontrose con varios huesos muy descompuestos y  algunas piezas de alfarería (…)”.

Otros hallazgos arqueológicos también se dieron mientras el Fonsal levantaba el Centro Cultural Itchimbía. Por este motivo se atribuye que el sitio era considerado como sagrado por los antiguos habitantes de Quito y fue bautizado como Anahuarque (mujer de Pachacútec) por los incas.

Después de servir como un espacio para el entrenamiento militar, en la Colonia, fue una gran hacienda lechera y ganadera en el siglo XVII que pertenecía a la familia Piedrahíta.

Por vez primera, en el año 1942, fue considerado por el Municipio de Quito como un área de recreación y solo los terrenos de la parte baja fueron urbanizados. Tiempo después, en la década del 60, la casa hacienda sirvió como sede del Canal 6 de TV, el primero de Quito.

Con el pasar del tiempo, la cima se convirtió en un botadero de basura y desguazadero de autos tornándolo inseguro. El parque casi se pierde tras una invasión de viviendas de 300 familias de escasos recursos. El Cabildo logró un acuerdo con ellos y se derrocaron las viviendas para dar paso a la recuperación del parque Itchimbía. Esto fue a finales de los noventa.

 

Creditos de Contenido y Diseño


Idea original y edición: Marcos Vaca Morales
Fotografía y video: Diego Pallero
Multimedia: Carlos Espinosa
Periodistas: Richard Cortez, Byron Rodríguez Vásconez, Mayra Capón, Andrés García, Ana Guerrero, Evelyn Jácome, Mónica Jara, Viviana Macías, Jean Pierre Ospina, Mayra Pacheco, Fernanda Salvador
Edición de video: Javier Flores
Editor de Infografía: Glauber Guerra
Infografías: Joe Alvear, Verónica Jarrín, José Chanatásig, Pablo Parra y Xavier Estrada
3D: Germán Jácome y Pablo Guamán
Ilustraciones: Jorge Cevallos
Diseño Web de Infografías: Miguel Rivas, Julio Arteaga, Mabel Bastidas
Programación de Infografías: Fernando Torres
Maquetación y Desarrollo Web: Raúl Chauvin, Wendy Fiallos, Marcelo Aguilera, Pablo Reyes